Derecho laboral y de la Seguridad Social

Cervicoartrosis revisión tribunal médico

cervicoartrosis revisión tribunal médico

Hoy hablamos de la cervicoartrosis y la revisión por el tribunal médico.  Si tienes fuertes dolores en el cuello o ya te han diagnosticado una cervicoartrosis, este artículo te interesa. Si tienes cervicoartrosis la revisión por el tribunal médico también puede que te interese. ¡Sígueme!

Hablando de la cervicoartrosis

La cervicoartrosis deriva de la degeneración del cartílago de las articulaciones cervicales. Una vez surge ese proceso degenerativo, la artrosis en dicha zona es muy posible.

Como bien sabrás, nuestra columna se compone de vértebras, discos vertebrales y ligamentos que nos permiten sujetarla. Cuando la degeneración de los discos o vértebras surge a nivel cervical (C1-C6 aproximadamente), podemos hablar de artrosis cervical.

La artrosis cervical

Normalmente, la artrosis cervical es consecuencia de la edad. De ahí que hablemos de un proceso degenerativo. Otros factores que pueden acelerar ese proceso son los traumatismos o los trabajos que implican de forma intensa la musculatura cervical.

La fricción entre vértebras genera desgaste en las vértebras. Ese desgaste genera a su vez procesos degenerativos por desgaste óseo. En determinadas ocasiones, surgen los llamados “osteofitos”, que son pequeñas astillas que pueden crecer en dimensión hasta llegar a comprometer la médula. Cuando eso sucede y en función de la altura de la columna vertebral, el compromiso de las extremidades está garantizado.

 

Consecuencias de la certivoartrosis

El surgir de la cervicoartrosis debuta con dolor en el cuello. Ese dolor puede irradiarse a otras partes del cuerpo y descender a través de la columna. En ese sentido, es posible que una cervicoartrosis derive en dolores a nivel dorsal si no es tratada a tiempo.

Como es conocido por médicos y fisioterapeutas, el dolor se reduce con el reposo como norma general. Eso será así siempre que la artrosis de la que hablamos no esté en un avanzado estadio. En ese caso, calmar el dolor con métodos tradiciones será casi imposible.

Hablando de dolor, su intensidad variará en función de dos factores:

  1. Edad del paciente
  2. Grado de afectación de la artrosis que sufra el paciente

Además, si la inflamación derivada de la artrosis llega a comprimir algún nervio, la extremidad afectada por el nervio comprometido puede presentar parestesias. Si surgen en las manos, perderemos fuerza con toda probabilidad. Si se comprometen nervios motores de las piernas, andar resultará difícil.

 

Solicitar asesoramiento

Diagnóstico de la cervicoatrosis

Hay varias pruebas orientadas al diagnóstico de la cervicoartrosis. Una de ellas es la radiografía. Dicha prueba nos permitirá comprobar en qué estado están nuestras vértebras y permitirá ver si existe o no artrosis (y en qué grado existe).

A mayor abundamiento, si además de la artrosis se detectan lesiones a nivel de raíces nerviosas o de médula, las mismas podrán diagnosticarse mediante pruebas como la tomografía axial computeralizada, escáner de resonancia magnética nuclear o electrofisiología. Con dichas pruebas mediremos el estado de nuestros nervios así como el estado del sistema nervioso.

 

Cervicoartrosis y revisión por tribunal médico

En la mayoría de casos, la cervicoartrosis se diagnostica como enfermedad grave y degenerativa (por todo lo que te hemos indicado antes). Ante ese cuadro clínico, resulta difícil creer que el paciente mejorará su estado de salud (en todo caso irá a peor con mucha probabilidad).

En ese contexto, la revisión que pueda realizarse por parte del tribunal médico irá orientada a ver si nuestro cliente ha empeorado de su estado de salud o no. Vale avanzar que por el propio carácter degenerativo de la enfermedad, ese empeoramiento aparece casi siempre.

La revisión del grado de incapacidad derivado de cervicoartrosis

Ya hemos dicho que lo que hará el tribunal médico es revisar el grado de incapacidad permanente que ya tengamos reconocido “ex ante“. La revisión por parte del tribunal médico puede derivar de las siguientes causas:

  1. Mejoría de la enfermedad del paciente
  2. Agravamiento de la enfermedad del paciente
  3. Existe de errores a la hora de generar un diagnóstico que sirvió para conceder un determinado tipo de incapacidad
  4. La realización, por parte del paciente, de trabajos por cuenta propia o ajena que no sean compatibles con la incapacidad que se le reconoció en su día.

 

La opciones de la Seguridad Social ante la revisión por el tribunal médico

Si sometida nuestra cervicoatrosis a revisión por tribunal médica la misma ha empeorado, deberá ajustarse la nueva resolución administrativa al tipo de incapcidad que pertoque.

Para el caso de que la Seguridad Social no resuelva modificar el tipo de incapacidad permanente pese a haber empeorado el estado de salud, deberemos impugnar dicha resolución mediante reclamación previa.

Si la Seguridad Social entiende que el paciente ha incurrido en mejoría, podría incluso retirar la prestación abonada hasta la fecha. Ciertamente, empero, en casos de cervicoatrosis no es lo más común. Ello es así atendiendo al carácter degenerativo de la enfermedad. En otras palabras, una cervicoatrosis sólo tiende a empeorar con el paso del tiempo.

 

Conclusiones sobre cervicoartrosis y revisión por el tribunal médico

Si sufres o has sufrido cervicoartrosis y tienes reconocido algún grado de incapacidad, puedes solicitar su revisión. En función de la gravedad y del empeoramiento de la patología, podrás pretender la modificación de la incapacidad permanente que tengas reconocido/a. Debes saber igualmente que en casos de cervicoartrosis, la norma es que la revisión médica derive de una agravación por el propio carácter degenerativo de la misma.

Si tus dolencias han empeorado y quieres instar la revisión del tribunal médico, puedes ☎️ a nuestro despacho o contactar con nosotros por whatsapp o por correo electrónico. Lucharemos junto para que la Seguridad Social reconozca ese empeoramiento y acuerde la modificación de tu grado de incapacidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *